Pranayama y meditación | Satya Yoga - Escuela de Yoga en Oviedo
356
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-356,page-child,parent-pageid-232,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

Pranayama y meditación

Pranayama

Según la concepción hindú, Prana es un principio universal: el principio universal de la fuerza vital del universo. Es energía indiferenciada, dinámica y vitalizante.

Todas las manifestaciones materiales poseen este principio dinámico actuante en ellas. Gracias a prana la materia se cohesiona, desde el simple átomo, hasta los organismos más complejos.
Otras manifestaciones del prana son la electricidad, el magnetismo, el movimiento y el pensamiento.
Gracias al prana es posible también la manifestación de la vida, y es por ello que los organismos necesitan de un flujo e incorporación constante de prana cuyas fuentes principales son el sol, el aire, los alimentos y el agua.

La respiración es una de las principales fuentes de prana del organismo, y es a través de ella como incorporamos esa fuerza vital.
Es por ello que a través de la respiración es posible controlar los flujos de prana o energía vital de nuestro organismo.

Por lo tanto, a través del pranayama, expandemos el prana, obteniendo múltiples beneficios. Consciencia, y control mental son dos ejemplos de éstos.

pranayama-meditacion-oviedo

Meditación

La palabra meditación suele crear bastante conflicto, muchas veces se traduce como dejar la mente en blanco. Bajo mi punto de vista, esta es una definición poco acertada. ¿Qué quiere decir dejar la mente en blanco? La mente tiene como objetivo medir, percibir lo tangible, la dualidad. La mente es una de las muchas herramientas que tenemos, al igual que el cuerpo. Tal vez debieramos hablar de ir más allá de la mente, no dejarla en blanco.

Mi experiencia me dice que meditar es cuando la división entre la persona que medita, el objeto de meditación y el acto de meditar en si desaparecen fundiendose en uno durante un flujo ininterrumpido de conciencia. A mi modo de entender lo que práctica la mayoría de personas es dharana (concentración), donde el sujeto tiene una y otra vez que llevar la atención al objeto de meditación.

Meditación en el sentido exacto de la palabra viene a ser muy parecido al estado final o meta del yoga samadhi.